Los altavoces activados por voz y alimentados por asistentes inteligentes, como Echo de Amazon  y Google Assistant, están creciendo más rápido de lo que lo hicieron el teléfono inteligente y las tabletas en su etapa de lanzamiento. Como publicamos en Laboratorio de Periodismo hace unas semanas, este tipo de dispositivos abre un amplio abanico de posibilidades a los medios de comunicación, pero otra cosa es que se esté aprovechando esta coyuntura para penetrar en este sector antes de que otras plataformas se expandan más y acaben intermediando entre quien crea la información y quien la demanda.

El Reuters Institute acaba de publicar un informe en el que precisamente trata de responder a la pregunta: ¿Se están utilizando estos dispositivos y asistentes y cuál es el potencial para las noticias?

Para ello, han realizado numerosas encuestas a grupos focales y también han entrevistado a más de 20 editores y expertos para entender más sobre las percepciones actuales y el potencial futuro.

Una de las conclusiones es que la penetración de los altavoces activados por voz está creciendo rápidamente y ahora están llegando a audiencias más masivas, pero actualmente el uso es aún básico, con mucha frustración del consumidor en torno a tareas más complejas.

Estas son algunas de las principales ideas clave que arroja el estudio:

• Más de uno de cada diez adultos de los EE UU (14%) utiliza regularmente estos dispositivos. El uso en el Reino Unido (10%) y Alemania (5%) es un poco menor, pero es el doble que en el año anterior.

• Para los “heavy users” (los usuarios que más tiempo dedican a ello), la voz es ahora el primer y último punto de contacto con la tecnología (a menudo sustituyendo el teléfono inteligente o la radio en el dormitorio). Esto sugiere que la voz podría convertirse en una puerta de entrada crítica a los medios de comunicación en el futuro.

• La mayoría de los usuarios reportan altos niveles de satisfacción con sus altavoces inteligentes. Casi un tercio de sus propietarios (32% en el Reino Unido) han comprado dispositivos adicionales y dos tercios (69%) dicen que lo harán. Los encuentran convenientes y divertidos, pero el uso hoy se limita en gran medida a un pequeño conjunto de ‘comando y control’ básicos, en tareas como acceder a la música, preguntar por el clima o establecer temporizadores.

• El uso más amplio de sus funcionalidades está limitado por la falta de conocimiento, el reconocimiento de voz deficiente y las dificultades para recordar sólo unos pocos comandos simples. Esto está llevando a cierta frustración del consumidor y al abandono de tareas complejas. Las empresas responsables de los altavoces inteligentes y los sistemas de voz saben que necesitan abordar rápidamente estos problemas.

• Los altavoces inteligentes son más populares entre los de 35 y 44 años de edad y también han demostrado ser muy interesantes para personas mayores y discapacitados debido a lo sencillo que es operar con ellos.

• Los altavoces inteligentes reemplazan principalmente a las radios en el hogar, particularmente en las salas de estar, cocinas, y dormitorios. Algunos usuarios también dicen que pasan menos tiempo ahora con el televisor. Dentro de un pocos años, muchos esperan que la voz haya reemplazado a los controles remotos, simplificando el acceso a una gama amplia de TV, radio y otros dispositivos. A pesar del rápido crecimiento y la fuerte promoción de la tecnología de voz, el consumo de noticias en estos dispositivos actualmente es más bajo de lo que podría esperarse, y la mayoría del uso se centra en noticias muy breves. Muchos usuarios desconocen la amplia gama de opciones en torno a las noticias, incluido cómo acceder a su periódico favorito. Otros están decepcionados por el contenido existente, que es principalmente recuperado de la radio de la edición impresa.

• Aunque alrededor de la mitad de los usuarios de altavoces inteligentes dicen que usan el dispositivo para noticias, solo alrededor de uno de cada cinco (21% en el Reino Unido, 18% en los EEUU) utiliza la función de resumen informativo a diario.

Solo uno de cada cien (1%) dice que las noticias son la función más importante en el dispositivo en comparación el 61% de los cuales citan música, el 6% responde a consultas generales y el 4% obtiene el clima (datos del Reino Unido).

• A pesar de esto, los usuarios habituales de actualizaciones de noticias dicen que les gusta la brevedad, el control y la atención. Alrededor de la mitad de los que usan la función de información dicen que se sienten mejor informados. La mayor parte del uso es por las mañanas, donde están emergiendo nuevos hábitos, y a última hora de la noche.

• Para aquellos que no están usando estos dispositivos para escuchar noticias, la razón principal citada fue la facilidad de acceder a las noticias en otros dispositivos (52% EEUU, 51% Reino Unido). Sólo alrededor de uno de cada diez (14% en Estados Unidos, 10% en el Reino Unido) dijo que no sabían cómo acceder a las noticias. Esto ilustra lo necesario que es el desarrollo de más contenido específico para el dispositivo, junto con mejores interfaces de usuario.

Muy pocas personas se molestan en personalizar o cambiar la configuración predeterminada de noticias en Amazon o  Google. Como resultado, los proveedores de noticias que se sugieren como predeterminados (BBC en el Reino Unido y ARD en Alemania) tienen actualmente una ventaja significativa. En el Reino Unido, dos tercios del uso es para BBC News (64%), seguido de Sky News con un 19%. El uso de otras marcas es extremadamente limitado.

• Hay un problema de atribución. Alrededor de un cuarto en el Reino Unido (23%) y casi uno de cada diez en EEUU (7%) no pudo recordar el medio que le dio la actualización diaria de noticias. Sin embargo, esta cifra es mucho mejor que las de atribución en Google y redes sociales, donde más de la mitad no recordó la marca.

• Muchos usuarios se quejan de la calidad de las actualizaciones informativas y de la frecuencia con la que se encuentran. Algunos usuarios se quejan de que las sesiones informativas son demasiado largas y preferirían actualizaciones de no más de un minuto.

• También indica el estudio que los podcasts todavía no atraen un uso significativo en altavoces inteligentes (15% en el Reino Unido, 22% EEUU). Algunos consumidores desconocen que hay podcasts disponibles o cómo solicitarlos, mientras que otros prefieren consumirlos sobre la marcha (por ejemplo, mientras viajan, hacen ejercicio,etc).

Las implicaciones de los altavoces inteligentes para los medios de comunicación

Los grupos de comunicación, indica el estudio, están convencidos de que es necesario invertir en este nuevo uso, porque consideran que lo que hagan ahora al respecto les afectará mucho en la próxima década.

• Las emisoras (especialmente aquellas que vienen de la radiodifusión convencional) ven la voz como un amenaza existencial. Se han movido rápido para asegurarse cierta ventaja inicial, pero reconocen que existe un peligro de ser más irrelevantes a medida que su posición privilegiada en el mundo del audio vaya descendiendo. La atención se ha centrado en volver a empaquetar los boletines de noticias de radio. Se puede acceder a transmisiones y podcasts, pero ahora muchos están empezando a crear contenido a medida y están experimentando con nuevos formatos.

Los periódicos generalmente han sido más cautelosos. Vienen de un proceso en el que se han invertido muchos recursos en la creación de contenido para nuevas plataformas, sin que haya significado eso un camino hacia monetización. Muchos se quejan de la falta de visibilidad de sus marcas en el usuario final. Un número relevante está invirtiendo en podcasts o resúmenes informativos que son menos costosos de producir que las actualizaciones de noticias durante todo el día. Otros miran alternativas, como texto a voz, para proporcionar un valor adicional a los consumidores.

• Los editores están preocupados por el poder adicional que pueden tener las plataformas que operen sobre estos altavoces en entornos en los solo se puede dar una respuesta a una pregunta. Reconocen que tendrán que aprender a optimizar sus contenido y programas para voz, pero temen que las plataformas se conviertan en intermediarios, haciendo que sea aún más difícil construir conexiones directas con los usuarios.

• Los editores reclaman mejores herramientas para facilitar y agilizar la integración de contenido con el creciente número de plataformas de voz.

También quieren:

  • procesos justos y transparentes para garantizar igualdad
  • comandos más comunes para reducir la confusión en lo que atañe a la reproducción de noticias o obletines
  • mejores datos de uso en las plataformas
  • un plan mucho más claro para la monetización de diferentes tipos de servicios.

Deja un comentario