Un nuevo estudio sobre la percepción que los ciudadanos de 27 países tienen sobre las noticias arroja resultados deprimentes: en todo el mundo, los ciudadanos tienen grandes dudas sobre la verdad de las noticias. Así lo pone de relieve un estudio realizado por el instituto de investigación de mercado e opinión Ipsos, que el diario alemán Die Welt ha publicado.

Para el estudio, Ipsos encuestó a 19.000 personas en 27 países sobre su percepción de la información en estos momentos. Los resultados: el 60 por ciento de los encuestados en todo el mundo supone que los medios de comunicación, a menudo, ponen deliberadamente en circulación noticias falsas. 

Sin embargo, el grado de desconfianza varía mucho. Mientras que solo el 30 por ciento de los encuestados en Alemania creen en que los medios ponen deliberadamente en circulación noticias falsas, el 61 por ciento en los EEUU y el 82 por ciento en Argentina lo creen. El 48 por ciento admitió en la encuesta que alguna vez estuvieron involucrados en un engaño.

La opinión ciudadana sobre la propia capacidad de distinguir noticias falsas de las verdaderas tampoco es muy halagüeño. Por ejemplo, solo el 41 por ciento de los encuestados en todo el mundo considera que sus conciudadanos son capaces de distinguir la verdad de la mentira

España: el 56% de los entrevistados considera que sus conciudadanos “creen lo que quieren”

Un alarmante 60 por ciento de los encuestados también cree que sus semejantes ya no se preocupan por estar al tanto de la actualidad o informarse y en su lugar “simplemente creen lo que quieren”. En Perú, este valor llegó incluso al 71 por ciento, en los Estados Unidos 68 y en Alemania al 62 por ciento. En Italia, solo el 48 por ciento de los encuestados cree que los compatriotas ya no se preocupan por los hechos. En España, el porcentaje es del 56%.

Los encuestados citaron la influencia de los políticos (52 por ciento) y los medios (49 por ciento) como la causa más importante del error de juicio de los hechos. 

Según Robert Grimm, Director de Investigación Política y Social en Ipsos, de los datos se desprende una renuncia a entender la complejidad de la sociedad actual y el flujo de datos de la sociedad digital. 

En cambio, cada vez más personas siguen opiniones basadas en la emoción con yuxtaposiciones bipolares, como víctimas/perpetradores, residentes/extranjeros, etc.

Esto se ve reforzado por la tendencia mundial de preferir permanecer en la “burbuja de filtro”. A escala mundial, el 65 por ciento de los encuestados cree que sus semejantes se mueven en una cámara de eco. 

En los EEUU es en donde la encuesta arroja una mayor incidencia en ese aspecto, apuntando a que los ciudadanos preferentemente buscar fuentes que permitan confirmar la opinión que ya se tiene. También en India (74 por ciento), Suecia (71) y Turquía (71), las burbujas del filtro parecen poderosas.

Descargar el informe (PDF)

Deja un comentario