News Corp fue uno de los primeros grupos de medios de comunicación que empezó a cobrar por sus contenidos. Comenzó con el muro de pago en The Australian en 2011, antes de expandirlo al Herald Sun en 2012 y a sus periódicos radicados en grandes ciudades en 2013. Pero en el último año también ha estado desplegando paywalls en sus medios regionales, en los que predomina la información local de municipios medianos y pequeños.

 El director de operaciones de News Corp, Damian Eales, argumenta en una entrevista publicada en Mumbrella que pensaron que si la fórmula de pago funciona a nivel internacional, también debería funcionar de una manera “hiperlocal”.

“Cuanto más escaso es ese contenido informativo en otros medios, más valioso es”

“El Australiano fue la primera publicación en este país en tener un muro de pago. Lo que se pensaba era que necesitabas una gran base de clientes nacionales o internacionales para que las suscripciones pudieran ser negocio“, dice Eales, pero han hecho la prueba y “estamos descubriendo que la gente está cada vez más dispuesta a pagar por una suscripción que incluye contenido exclusivo sobre su ayuntamiento, su comunidad empresarial local, personalidades locales y mucho más. El aprendizaje para nosotros es que cuanto más escaso es el contenido, más valioso es”. Es decir, cuanto menos información parecida hay en otros  medios, más posibilidades de suscripción. 

Eales dice que el cambio a las suscripciones también beneficia a los anunciantes. 

“El contenido local es único porque no se puede obtener de ningún otro lugar; nadie más está dedicando recursos a informar sobre delincuencia local, consejos, transporte o estilo de vida a nivel popular como lo hacen los periódicos locales”, dice.

“Quieren conocer y comprender los problemas clave que afectan a sus vidas: oportunidades de desarrollo, decisiones del ayuntamiento, cierres de carreteras y festivales, y esta información no está disponible a través de ninguna otra fuente confiable”.

Y de acuerdo con Eales, la respuesta a este cambio ha sido “sobresaliente”, porque los ingresos por suscripción  continúan aumentando año tras año. 

Eales cree que los modelos de pago permitirán la supervivencia de estos títulos. “Hay una serie de factores que me llevan a creer esto”, dice.

“Primero, somos testigos de una mayor propensión a pagar por contenido local de calidad. En segundo lugar, la proliferación de noticias falsas ha llevado a los lectores hacia las cabeceras de calidad y una gran desconfianza hacia las noticias y la publicidad en los medios sociales y de búsqueda. En tercer lugar, estamos viendo una aceptación por parte del mercado de una economía de suscripción, liderada por players como Netflix”.

Y, argumenta, también hay beneficios para los anunciantes: “El tiempo de permanencia en un artículo escrito por un periodista, comisionado por una marca de noticias de confianza, se valora cada vez más y cada vez menos el tiempo en una plataforma que no es de confianza”.

Fuente: Mumbrella

Deja un comentario