El propietario de The Washington Post y dueño de Amazon, Jeff Bezos, ha desvelado que no tiene ningún interés en comprar otro medio de comunicación, y que la adquisición del periódico de la capital estadounidense fue un hecho aislado que no se repetirá. En una entrevista con Mathias Döpfner, CEO del Business Insider, se le recuerda que parte de la industria de los medios vio aquello como la compra de un juguete por parte de Bezos y otra parte vio en él una esperanza a la que aferrarse, mientras que sus competidores en la industria del ecommerce pensaron que era una muy pensada estrategia.

Bezos indica que no había ninguna estrategia detrás porque nunca había pensado en la posibilidad de adquirir un periódico:

“Todo lo que puedo hacer es decir realmente cuál fue mi proceso de pensamiento. No estaba buscando comprar un periódico. Nunca me había cruzado por la mente. Pero surgió la posibilidad porque conocía a Don Graham desde hacía 15 años y cualquiera que tenga la suerte de conocer a Don sabe que es el caballero más honorable que jamás haya conocido. Es un tipo extraordinario. Amaba tanto The Post que creía, incluso aunque fuera un gran sacrificio personal para él, porque había pertenecido tanto tiempo a su familia, que necesitaba encontrar un nuevo hogar para el periódico”. Fue, según relata Bezos, un flechazo.

Había bastante oposición a una posible compra del medio por un Grupo de comunicación, porque buena parte del público quería que The WP siguiera siendo un medio independiente. Así que Don Graham se acercó a Bezos con la idea en la cabeza, buscando un comprador independiente.

Bezos le contestó: “Ya sabes, soy el tipo equivocado, porque no sé nada sobre el negocio de los periódicos”. Y Don dijo: “Está bien, porque tenemos mucha gente en The Post que sabe mucho sobre el negocio de los periódicos. Lo que realmente necesitamos es alguien que sepa algo más sobre internet. El Post estaba en una posición financiera muy difícil. En ese momento, tuve que decidir”.

“¿Fue inútil? -se pregunta Bezos- No, no creía que fuera inútil. Me sentía optimista de que The Post pudiera dar la vuelta a la situación“. Esa fue una motivación para Bezos

Y luego, en segundo lugar, -indica el dueño de Amazon- “tuve que responderme otra pregunta: “¿Quiero dedicar mi tiempo y energía en esto? ¿Puedo ayudar con mi conocimiento de internet?. Y luego, ¿es una institución digna de ser salvada? ¡Por supuesto! Es el periódico más importante en la capital más importante del mundo occidental. Estaría loco de no ayudar al periódico. Cuando tenga 80 años estaré muy feliz de haber tomado esa decisión”.

“No estoy interesado en comprar otros medios de comunicación”

 

“¿Ha visto la película de Spielberg The Post? ¿Cuál es la lección que aprendió? ¿está interesado en comprar otros periódicos?”, le pregunta Döpfner.

Bezos: “No, no estoy interesado, pese a que recibo peticiones cada mes. Realmente lo creo. Es un mensaje para mí mismo. No estoy interesado en comprar otros periódicos. Sobre la película, sí, la vi y es útil. Me encantó, y también leí las memorias de Katherine Graham, que ganó un Premio Pulitzer y es un libro increíble. Porque me prepara. Como propietario de The Post, sé que a veces el periódico va a escribir historias que van a hacer que las personas muy poderosas sean muy infelices.

“¿Te molestas si los periodistas del Post escriben historias críticas sobre Amazon? ¿Alguna vez interferirías?”, le pregunta Döpfner.

“No, no me molesto en absoluto. Y nunca interferiría. Me sentiría humillado por interferir. Estaría avergonzado. Simplemente no quiero hacerlo. Sería repulsivo; sería una de esas cosas que cuando tenga 80 años me haría sentir infeliz ¿Por qué habría de interferir? Quiero que ese periódico sea independiente. Tenemos un fantástico editor en Marty Baron. Tenemos un editor fantástico en Fred Ryan. El jefe de nuestro equipo de tecnología, un tipo llamado Shailesh, es fantástico. No necesitan mi ayuda en la sala de redacción, seguro. Primero que nada, porque ese es el trabajo de un experto. Sería como subirme al avión, entrar en la cabina y decirle al piloto: “Hazte a un lado que yo piloto”

Deja un comentario